Nuestra comunidad dice NO MÁS

Sexualidad saludable

La estrategia es simple: Diles la verdad, que el sexo y la sexualidad son tanto placeres como responsabilidades.

Comienza a conversar

Una vez que los/as menores comienzan a estar expuestos/as a nuevas ideas y experiencias, puede volverse difícil saber qué les decimos. Nadie posee todas las respuestas y lo más importante es que las conversaciones continúen. Las conversaciones deben ir más allá del sexo. Incluye temas como la pubertad, los cambios que se dan en el cuerpo, la diferencia entre un deseo sexual y un acto sexual; y ayúdales a conocer y entender qué es la sexualidad saludable. Cuando hablen sobre sexualidad, no debes olvidar incluir aspectos de la misma que no necesariamente son sexuales.Tal vez te surja la pregunta: ¿como padre/madre que soy, qué papel debo jugar durante este proceso? Las diferentes etapas que conforman una sexualidad saludable y que incluimos en la siguiente sección  te ayudarán a comprender qué rol debes jugar cuando tu hijo/a esté pasando por este proceso de aprendizaje diseñado para ayudarle a entender mejor en qué consiste una sexualidad saludable.

Profundiza

Aunque sientas que tener conversaciones sobre el tema de la sexualidad es complicado, los primeros 20 segundos de una conversación son siempre los más difíciles. Una vez que estos pasan, las conversaciones se volverán más fáciles.

Sabemos que muchos/as jóvenes tienen relaciones sexuales, y los/as que no las tienen, posiblemente estén pensando en muchas razones por las que creen que deberían tenerlas, razones tales como:

  • Si se enamoran, posiblemente van a pensar que tener sexo les va a ayudar a mantener la relación
  • Posiblemente cuando sus cuerpos empiecen a cambiar van a empezar a sentir deseos sexuales y a notar que otras personas encuentran que son sexualmente atractivos/as
  • La presión constante que sienten de otros/as jóvenes de su edad, de los medios y las redes sociales los cuales con frecuencia presentan el sexo como un sinónimo de madurez, atracción y amor
  • Es posible que vean tener sexo como una cura o distracción contra la inseguridad, la soledad y otros sentimientos relacionados con estar experimentando una falta de conexión con otras personas

Entonces, ¿qué puede hacer un padre/madre u otro adulto con un/a joven bajo su responsabilidad? ¿Cómo puedes ayudar a que los/as niños/as no solo entiendan que están siendo sujetos de estas presiones y sentimientos sino también ayudarles a que tomen decisiones saludables una vez que decidan comenzar a tener sexo? ¿Cómo puedes ayudarlos/as a tomar decisiones que ayudarán a protegerlos/as a ellos/as y a sus parejas de adquirir enfermedades de trasmisión sexual o embarazos no deseados, cuando todavía están aprendiendo a reconocer los aspectos positivos de tener una sexualidad saludable?

Aunque estemos de acuerdo con que los padres y las madres deben ser honestos/as con sus hijos/as y hacer fácil que estos/as puedan dirigirse a ellos/as cuando quieran hablarles sobre el tema de la sexualidad; lo cierto es que encontrar la manera de hacerlo nos puede ser difícil.  Las siguientes preguntas, tomadas del ‘Centro de Educación para Padres y Madres sobre el Sexo’ de la organización ‘Intercesores/as para el Apoyo a la Juventud’ (Parents’ Sex Ed Center at Advocates for Youth), te ofrecen una guía inicial iniciales de cómo puedes comenzar:

  • Reflexiona sobre tus propios principios:
  • ¿Cómo esperas que actúen hombres y mujeres?
  • ¿Cómo piensas debe la gente comportarse cuando tienen un desacuerdo?
  • ¿Cómo deben tomarse las decisiones en una relación?
  • ¿Cómo te sientes con respecto al amor y el sexo?
  • Reflexiona sobre cómo aprendiste a comunicarte y cómo te comunicas. Es importante que reconozcas que para poder comunicarte abiertamente con tus hijos/as debes ser capaz de tener conversaciones abiertas en tus propias relaciones adultas y respetar tus propios sentimientos. Puedes hacerte las siguientes preguntas:
  • ¿Cómo pienso que los/as niños/as deben comunicarse con los/as adultos/as y los/as adultos/as con los/as niños/as?

  • ¿Estoy satisfecho/a en mis propias relaciones?

  • ¿Soy capaz de expresar afección?
Recursos adicionales
Para niños